Menu

Apple Ring, el poder del anillo (o que pensaría Jobs)

entra_248Ya saben de nuestra responsabilidad curadora con los contenidos que les interesan o afectan; hoy, capítulo especial para el vocablo de moda, los #blockchains. Hemos escrutado los confines de las redes y nos ha gustado especialmente éste artículo (Cadena de bloques y Bancos (‘Blockchain and Banks’)) de @daveg, una especie de DaVinci de nuestros días. Galbraith, así se llama el genio, sostiene que esta tecnología alumbrará no solo una red del dinero, como la que ha creado Bitcoin, sino “la web del dinero”. Sí, en singular. Huele a rompedor. Y si quiere la versión en español, busque en OroyFinanzas.com (@AEMPTV). Conscientes de su impacto, 9 de los grandes ya están sobre la pista. Pero su impacto irá mucho más allá dicen…¿se imagina cómo sería usar el blockchain en el IoT (por ejemplo si su lavadora se queda sin detergente, ella solita hace el pedido y realiza el pago), crear contratos inteligentes, licencias comerciales para artistas digitales,…? O vea lo que se habló sobre el tema durante la semana pasada en Barcelona en la Blockchain Week (#bcweek).

Nuestras disculpas tras tanta densidad. Seguimos. Ahí van los informes de este Infoflash: el primero, de @CGI_Global, “Financial Consumer Demands for Tomorrow’s Digital Bank”, en el que remarca que los consumidores se quejan de que no están recibiendo los servicios de valor añadido que necesitan de sus entidades, ya que sobre todo quieren servicios personalizados que protejan su identidad y sus finanzas. Y el segundo, de @CMBinfo, analiza el futuro del Mobile Wallet, destacando que el número de personas que usan la billetera móvil se ha multiplicado por 6 en los últimos meses. Y hablando de wallets, una buena infografía de @CIBBVA, sobre su auge gracias al creciente aumento de los pagos a través de internet y el celular. Y Facebook, que todo lo dimensiona, candidato a “empujón del mes” para las #pushnotifications formato Web. Otra muesca para Zuckerberg.

¿Pagamos con un Kerv? Este wearable es el primer anillo con el que se pueden realizar pagos contactless, eso sí, con un máximo de 25 euros. Responder sin mirar la pantalla. Esto es lo que se consigue con Happic, el wearable que dependiendo quien le llame le vibrará en alguna parte de su muñeca, por ejemplo su pareja, y podrá responder sin girarla, o si no es un VIP, le enviará una alerta indicando quién es. Pero si hablamos de anillos…¡voilá! ¿se atreverá Apple con el #applering? Parece que los primeros pasos están dados y en la oficina de patentes ya les han puesto el primer sello…

Latinia (@LATINIA)

Categoria: Blog